Estos serán los cuatro vuelos de repatriación para los argentinos varados

Desde este martes 20 hasta el 26 de abril inclusive, 960 argentinos que quedaron varados en el exterior podrán volver al país. Aerolíneas Argentinas confirmó la realización de nuevos vuelos especiales desde Lima, Cancún, Punta Cana y Madrid.

Según informó la compañía, el primero de esos vuelos partirá desde Lima (Perú) este martes 21 y arribará al aeropuerto de Ezeiza a las 19 horas. En tanto, el de Cancún (México) se encuentra previsto para el 22 de abril con horario de llegada a las 19.10; el de Punta Cana (República Dominicana) llegará el 23 a las 20.50; y el de Madrid (España​) hará lo propio el 26 de abril a las 4.20 de la madrugada.

En total, son 960 nuevas plazas puestas a disposición de los argentinos que aún se encuentran varados. Los cuatro nuevos vuelos se suman a las 51 operaciones especiales que ya realizó Aerolíneas Argentinas y que desde el 18 de marzo permitieron el regreso al país de más de 16.000 argentinos con vuelos desde Miami, Madrid, Punta Cana, Cancún, Bogotá, Quito, Lima, San Salvador de Bahía, Río de Janeiro, San Pablo, Porto Seguro y Florianópolis​.

“Continuamos trabajando en la realización de estos vuelos especiales en permanente dialogo con Cancillería. Aerolíneas Argentinas está al servicio de los argentinos”, expresó Pablo Ceriani, presidente de la línea aérea de bandera.

Según destacó, Cancillería es quien define los listados de pasajeros de acuerdo a las prioridades establecidas por los protocolos sanitarios. Esa modalidad es la que rige para la realización de los vuelos de excepción, por lo que se viene solicitando a los pasajeros canalizar los requerimientos a través de las oficinas consulares.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Next Post

La carta abierta de Alberto Fernández a un mes del aislamiento obligatorio

Mar Abr 21 , 2020
Los argentinos cumplimos un mes de aislamiento social, preventivo y obligatorio. Sé que no ha sido fácil. Todos debimos alterar el ritmo de nuestras vidas, modificar los hábitos de trabajo, posponer planes, suspender estudios, reprogramar viajes y hasta evitar los abrazos y los besos de aquellos a los que amamos. […]